Paraíso fantasma

Llegué a Ko Lanta en temporada baja. Era todo mas o menos como me acordaba, pero medio isla fantasma porque la mayoría de las cosas están cerradas.

El hostel donde había parado antes, por ejemplo, esta cerrado. Así que me crucé enfrente a uno bien hippie, super barato y con gente buena onda.

Estoy durmiendo en una cabañita de bambú, bien básica y sin nada, por 120baht.

La onda del lugar, como todo, depende la onda de la gente. Se maneja por voluntarios que van y laburan por alojamiento y comida, y el dueño se la pasa mandoneando desde una hamaca paraguaya fumando porro todo el día.

Pero la gente es copada, y a los 20 min de haber llegado, ya había hablado con mas gente que en una semana entera en Malasia.

Al menos me tocó la de Hendrix

Igual no es para quedarse mucho tiempo. Todo bien con los hippies pero yo extraño una ducha caliente, buena señal de wifi y aire acondicionado.

Aparte teniendo en cuenta que no hay mucha demanda, se puede hacer un buen negocio yendo a lugares mas lindos y pidiendo descuentos. Hoy hice una recorrida y vi uno por 300baht con pileta, desayuno y todo. (siempre mirando precios de habitaciones individuales, ni da dormitorio compartido)

Sobre la isla en si, no hay mucho para decir. Esta re tranqui, no hago nada en todo el día mas que estar en la playa, en el agua o en una hamaca paraguaya, leyendo o escuchando música, tomando birra o ron.

A la noche salgo a morfar con la gente del hostel y me puedo pedir el plato mas caro del menú que no pasa de los 180baht (70p). Ya probé pescado, calamares y cosas raras. Aunque a veces por error. Antes de ayer pedí pad thai con cerdo y me trajeron con calamares. Pero como había ido a comer con 4 minitas (3 inglesas y una chilena) me dio vergüenza decir algo y me lo comí callado. No estaba tan mal.

Ayer a la tardecita, en la playa, me puse a jugar al fútbol con 5 o 6 tailandeses. No dejé mal parado el orgullo argentino, tire un par de caños y todo. Pero a los 20 minutos ya no daba mas. Jugar en la playa cansa un montón, y yo no tengo estado. Para colmo los tailandeses corrían como locos.. Hoy se viene la revancha.

El lugar me genera un poco de vértigo porque pienso que se me puede ir el tiempo así muy fácil, todos los días haciendo nada.

Cada vez que me estoy por meter al agua, cuando estoy bien en la orilla y el agua esta por llegar a mis pies, pego un saltito, acostumbrado a la sensación fria del mar argentino. Pero apenas siento el agua, a temperatura igual o mas calentita que afuera, nunca puedo todavía evitar sonreír como un idiota.

Calculo que una semana, o dos, como mucho, y me voy a ir para algún otro lado que no conozca, porque si no me da la impresión que hasta que no venga el tsunami no me voy.

Mientras tanto, sigo boludeando, hoy me voy alquilar una motito para ir hasta el “centro” a ver si puedo comprar un adaptador para enchufar la maquina, que no tengo y se esta por morir la batería.

Ahora estoy en la playa, en el bar cerrado, me adueñe de unas mesitas, me conecte al wifi y estoy mirando el mar y escribiendo esto.

Ya que no tengo mucho laburo para hacer, me gustaría escribir algún cuento o algo, el hostel hippie re da como escenario para alguna historia oscura. O cualquier rinconcito de la isla. Voy a ver si me pongo, cuando pueda enchufar la maquina.

No tengo mucho mas que reportar, se vienen días tranquilos de no hacer nada.

Intenté entrar a los portales de noticias argentinos, a ver que onda, y no se dan una idea lo surreales que parecen las noticias a la distancia. Por un lado en facebook veo fotos de marchas de estudiantes y carteles de Massa traidor. Pero en los portales nada. Por otro lado vi que procesaron a Cristina por beneficiar macristas, o algo así (¿si la tocan se arma quilombo?) . También leí algo de gente laburando en MacDonals por 4 lucas que no se entiende. ¿Qué año es ahí? ¿2016? ¿Están seguros?

Voy a necesitar que me avisen si las cosas siguen así y el país se va mucho al carajo porque si no no me voy a enterar.

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.